Ortopedia Maxilar

A la edad de 2 años y medio se han completado las piezas dentarias temporales o de leche en un niño, edad en que debe ser evaluado para predecir si éste tendría problemas de desórdenes y mal posición de dientes y maxilares y poder ser tratado a tiempo.

Muchas veces son colocados aparatología fija o removibles que corrigen y ayudan a que no se aumente el problema en una etapa posterior.

En la edad infantil, muchos niños tienen malos hábitos como la succión del dedo pulgar, otros interponen la lengua entre los dientes, mantienen el uso del chupo, etc. Esto ocasiona que el maxilar esté adelantado excesivamente.

Su interrupción está dada por el uso de aparatos correctores que evitan que el niño continúe con esos hábitos que traen consecuencias negativas en una edad posterior en lo que refiere a su aspecto, fonación y masticación.

Mantenedores de espacio

Cada uno de los dientes de leche de un niño tiene una edad determinada en que se afloja por sí solo para enseguida caer y cambiar por el sucesor permanente.

 

Sin embargo, cuando son extraídos o se pierden antes de ese tiempo, los dientes que se encuentran por detrás migran hacia la zona libre ocasionando pérdida de espacio para el diente sucesor.Es por ello que suelen salir los dientes torcidos. Con el objetivo de mantener el espacio, confeccionamos un aparato que ocupa el lugar libre para mantener intacto el espacio reservado para el diente sucesor.

Políticas de Tratamiento de Bases de Datos