Cirugía oral

Cuando escuchas las palabras ‘cirugía oral’ puede que pienses en un hospital, anestesia general y uno o más días de recuperación para este tipo de procedimientos dentales; si este es tu caso, te sorprenderá conocer aquello que considera cirugía oral en odontología. Muchos procedimientos que realizamos en nuestra consulta se consideran procedimientos orales quirúrgicos y los pacientes que los requieren los pueden recibir sin la necesidad de entrar en ninguna lista de espera.

¿Qué son las extracciones dentales?

Las extracciones dentales son tratamientos que se realizan cuando un diente es irrecuperable desde el punto de vista odontológico o su situación en la boca puede ser perjudicial para el resto de la cavidad bucal.

¿Por qué se extraen los dientes?

La extracción de los dientes debe ser la última solución que el odontólogo debe asumir en la odontología. Antes de la extracción de un diente, el profesional de la salud debe agotar toda la batería de tratamientos que tiene a su disposición para salvar y recuperar el diente afectado.

Tenemos que tener presente que la extracción dental conlleva la pérdida irreversible y definitiva del diente, por lo que debemos acudir a nuestro odontólogo de confianza para que haga un correcto diagnóstico del tratamiento.

Los casos más frecuentes que nos encontramos cuando tenemos que realizar una extracción de un diente son:

Dientes con destrucciones muy severas que no pueden ser reconstruidos mediante las actuales técnicas conservadoras.

Restos radiculares de dientes fracturados.

Dientes incluidos o retenidos que no pueden erupcionar o que su erupción supone un daño en los dientes de alrededor.

Dientes que presentan infecciones recurrentes instauradas en el hueso.

Dientes que por motivos odontológicos u ortodónticos son perjudiciales para la función de la cavidad oral.

No es necesarios extraer el diente en todo momento, reserve su cita de valoración e inicie su tratamiento personalizado.

Políticas de Tratamiento de Bases de Datos